El Callejón de Cantaritos es uno más de los tantos que hay en Guanajuato, salvo que desde hace años atrae a antojadizos como yo, o bien a deleitarme con gorditas y tlacoyos, o si mi antojo es otro me aventuro con la comida japonesa de por aquí… Así que después de comer qué mejor que un rico postre! Y es que aunque siempre he abogado por las nieves de agua, que también encontramos buenas muestras en la ciudad, lo que ofrece Estación Gelato es una verdadera exquisitez en el centro de Guanajuato… En mi caso acudo seguido y he probado desde el tradicional y no menos rico helado de chocolate, el de cardamomo, el de café y tantos más… Hoy me di a la tarea de probar el brownie acompañado de un gelato de canela, mientras en la terraza contemplaba al Barrio de San Fernando, tan versátil en el tiempo, ofreciendo la frescura del presente estudiantil y turístico de Guanajuato combinado con la historia de la minería y los grandes patios de la Hacienda de Beneficio San Francisco de Cervera…